sábado, 24 de enero de 2015

Ludificación: Curso Online

Del último año para acá me he aficionado un poco a los cursos online. Ya hablé hace bastante sobre el curso de El Futuro de la Narración y, más reciente y brevemente, sobre otro de Ludificación, en el que terminé esbozando una propuesta educativa para tratar desde lúdica problemáticas típicas de la adolescencia.

En este caso he encontrado otro curso sobre Ludificación al que me he apuntado, esta vez en la plataforma Coursera, y que comienza hoy mismo. Si alguno está interesado corred, que todavía estáis a tiempo. Advierto, eso sí, de que la temática del curso está más relacionada con la ludificación enfocada a la empresa, aunque los profesores y educadores roleros (me vienen a la  cabeza +Roberto Alhambra Bayo y +Athal Bert, pero seguro que hay más) también pueden sacarle mucho partido. 


Os dejo en cualquier caso el resumen de las doce unidades que componen el curso para que os hagáis una idea de lo que quiero decir. Irán repartidas a lo largo de seis semanas, lo que significa que el curso durará sólo seis, bastante breve:
  1. ¿Qué es la ludificación?
  2. Juegos
  3. El Enfoque del Diseño de Juegos
  4. Elementos de los Juegos
  5. Psicología y Motivación (I)
  6. Psicología y Motivación (II)
  7. Marco de Diseño en Ludificación
  8. Elecciones de Diseño
  9. Ludificación en la Empresa
  10. Beneficio Común y Cambio de Conducta
  11. Críticas y Riesgos
  12. Más allá de los Fundamentos
¿Por qué hacer entonces el curso? Y, sobre todo, ¿por qué contarlo por aquí si la temática no es estrictamente rolera? Bueno, aunque en esta ocasión tengo en mente desarrollar un proyecto de ludificación que tiene poco que ver con los juegos de rol, puede que aproveche para comentar en clave de rol algunos de los conceptos que vayan surgiendo durante el curso y que, por cuestiones de tiempo, no pude hacer la última vez.

Vamos, que será más un ejercicio de reflexión tangencial que directa. Pero creo que, como sucede con la propia ludificación, de este tipo de ejercicios puede obtenerse conclusiones interesantes. Y en última instancia, si no fuera así, pues tampoco se habrá perdido tanto.